top of page
  • Foto del escritorSoluciones Conjuntas

Celebrando el Día Internacional de la Paz: Acciones para un Mundo Sostenible


Cada 21 de septiembre, el mundo conmemora el Día Internacional de la Paz. Instaurada en 1981, esta celebración busca coincidir con la Declaración Universal de los Derechos Humanos, enfatizando así la estrecha relación entre la paz y el respeto por los derechos fundamentales de todos los seres humanos.


El Día de la Paz es un llamado a la acción frente a la abundancia de violencia que persiste en nuestro planeta. De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud, aproximadamente 470.000 personas son víctimas de homicidio cada año y cerca de 500 personas mueren a diario como resultado de la violencia interpersonal en las Américas.La violencia, normalizada en millones de hogares, territorios y naciones aún no es entendida ni atendida como un problema cultural y sistémico que vulnera los derechos de todos y todas, aunque no con igual severidad. El impacto y las consecuencias de la violencia se hacen más visibles y persistentes en grupos en situación de vulnerabilidad. Esta fecha nos insta a tomar medidas concretas para cambiar la realidad que enfrentamos y solidarizarnos con quienes la sufren de manera irreversible.


Este 2023 la ONU propone como tema para esta fecha: "Acciones para la paz: nuestra ambición para los #ObjetivosMundiales". Las acciones propuestas refuerzan la necesidad de promover la comprensión e interacción en la diversidad y refuerzo de las aspiraciones comunes. Es una oportunidad para reflexionar acerca de la violencia inserta en nuestros sistemas y cómo nos vinculamos con ella, sea que nos refiramos a hogares, centros de trabajo, territorios u otros. La pregunta que debemos hacernos es si es posible que haya alguien que se esté acostumbrando a vivir con miedo y si hay alguna forma en que nosotros podamos ayudar a evitarlo. Es responsabilidad de todas y todos preguntarnos si podemos hacer algo por quienes no tienen esas posibilidades, esa fuerza o esa suerte.


El vínculo de los ODS con la Paz, es profundo y con múltiples aristas, la conexión más importante sin embargo, es el reconocimiento de la valía del ser humano. La necesidad de reconocernos en otros y ofrecernos soporte para unirnos por el presente y futuro que buscamos. La generación de confianza, y la transparencia necesaria para ello, son una condición necesaria para la unión. Nos interpela a organizaciones y a personas en nuestra coherencia entre nuestros ideales y prácticas cotidianas. Reconocernos como parte de un sistema en el que se puede sembrar, cultivar o erradicar miedo es difícil, requiere valentía y a la vez sensibilidad para vincularnos con el dolor. La alternativa es el aislamiento o la interacción “cosmética” que puede preservar nuestra paz (paso a veces necesario) pero que no resta la urgencia de ir más allá.


En el Perú, donde hemos tenido un avance modesto sobre la agenda 2030, el ODS 16 es uno de los que aún mantiene retos significativos por superar. Según la Defensoría del Pueblo, los conflictos sociales en el país vienen en aumento y de acuerdo con la edición 2023 del Sustainable Development Report, los factores mencionados arriba que contribuyen a reducir la conflictividad (percepción de seguridad de la población, lucha contra la corrupción, acceso oportuno a la justicia y respeto a los derechos humanos) se han estancado o se han alejado de las metas nacionales.


Este escenario nos llama a mirarnos empáticamente, sentirnos efectivamente parte de la misma patria y del mismo mundo y por ello cuidarnos y defendernos como hermanos de la misma humanidad.


Fortalezcamos nuestros vínculos: familiares, amicales, vecinales, ciudadanos y empresariales. Los invitamos a reconocer nuestro poder y contribuir al poder de otros. A remirar nuestras acciones cotidianas buscando en ellas reforzar el respeto a los derechos fundamentales y fortalecer, para quienes más lo necesitan, redes de apoyo, consejo, direccionamiento o soporte. Desde esa identificación recíproca, podremos dialogar, crear alianzas e implementar acciones que nos permitan superar traumas, reducir desigualdades y garantizar derechos acelerando así nuestro paso hacia un Perú y un mundo pacifico, próspero y sostenible.

17 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Comentarios


bottom of page